Cita Online

blog

 
Salud
Martes, 12 de Noviembre de 2019
 

Alimentación y adolescentes: pautas para prevenir la obesidad

 
Redacción
 

La nutricionista Ana Zurita Lobato señala las claves para que tus hijos lleven un estilo de vida saludable a través de sencillos hábitos.

Alimentación y adolescentes: pautas para prevenir la obesidad

En la adolescencia nuestros hijos pueden cambiar sus hábitos de alimentación, ¿qué factores pueden influir?

En esta edad, la publicidad y las redes sociales son factores determinantes que modulan la conducta alimentaria de los adolescentes, ya que en esta etapa es cuando se forjan las personalidades. En muchas ocasiones, se muestran a través de estos canales cuerpos y estilos de alimentación irreales que pueden frustrar a los menores por no poder aplicarlos a su propia realidad, lo que puede provocar la aparición de trastornos de la conducta alimentaria.

Otro aspecto importante es que en este grupo de edad se normaliza el consumo de alimentos ricos en azúcar: refrescos, zumos o bebidas energéticas, que están cargados de glucosa, cuya única función en el organismo es el almacenamiento de grasa. 

También se deja de lado el grupo de los vegetales, en muchas ocasiones por desconocimiento de recetas y elaboraciones atractivas.

 

¿Tiene alguna influencia el historial de obesidad familiar en los niños?

En muchas ocasiones se suele pensar que como la familia es obesa, el adolescente va a sufrir obesidad, pero no es así.  La genética tiene un porcentaje de influencia en ello, pero es mucho menos de lo que pensamos. El ambiente y los hábitos alimentarios que desarrolle serán lo importante.

Aunque podemos verlo como una “señal de alerta” para cuidarles aún más, la genética no es un factor determinante para “tirar la toalla” con respecto a la alimentación.

Alimentación y adolescentes: pautas para prevenir la obesidad

¿Cuáles son los principales riesgos para su salud si no llevan un estilo de vida adecuado?

El desarrollo de una diabetes tipo II cada vez más temprana, hipertensión, dislipemias, disfunción endotelial, mayor riesgo de padecer cáncer de colon o mama, problemas renales, baja autoestima, ansiedad…

 

¿Qué pautas alimentarias podemos seguir en casa?

  • Lo principal es que en el plato siempre debe haber vegetales en cantidad para que no los vean solo como guarnición o acompañamiento.
  • Tenerles a la vista un cuenco lleno de frutas para facilitarles el consumo por raciones.
  • Intentar que en la cesta de la compra haya alimentos lo menos procesados posible para basar su alimentación en legumbres, verduras, frutas, carnes, pescados, huevos y lácteos sin azúcar.
  • Igualmente, animarles a que cocinen diferentes recetas les ayudará a fomentar su aceptación.
  • Tener en cuenta la velocidad con la que comen: cuanto más despacio, mejor, así se saciarán antes.
  • Vigilar el tamaño de cada ración: 50% tendría que ser vegetal, un 25% proteína y el otro 25% hidratos de carbono integral de calidad.

 

Aparte de la alimentación, ¿qué otros aspectos ayudan?

La práctica de algún ejercicio físico que les guste y les haga disfrutar, ponderar estrategias para gestionar el estrés de una manera adecuada, como el mindfulness o el yoga.

Programa VAMOS en Grupo IHP

Entre nuestras técnicas especiales se encuentra el Programa VAMOS (Abordaje Multidisciplinar de la Obesidad y el Sobrepeso) donde tratamos, a través de programa integral, el sobrepeso y la obesidad infantil y del adolescente con el objetivo de dar a las familias un instrumento sencillo y eficaz para realizar cambios sobre aquellos estilos de vida y hábitos alimentarios que contribuyen al desarrollo de la obesidad. 
 
No olvides consultar con tu pediatra para más información.